Los medidores de contornos resultan una herramienta tan sencilla como útil en un buen número de trabajos domésticos, bricolaje o también en el ámbito profesional.

Su uso procurará una mayor exactitud y comodidad a la hora de colocar suelos, azulejos o cualquier cosa que tenga que evitar salientes, tuberías o distintas formas geométricas.

Basta con presionar ligeramente el dispositivo sobre el obstáculo para que las finas láminas que incorporan se adapten a su forma y se pueda luego trazar fácilmente sobre el material con el que se está trabajando.

Qué son y cómo funcionan los medidores de contornos

Se trata de una herramienta que permite transferir de manera muy sencilla el trazado de cortes al material que se usa para ajustar de manera exacta el laminado que se está poniendo.

Su funcionamiento no reviste dificultad alguna ya que basta presionar el medidor sobre la forma a sortear, retirarlo, poner el trazado sobre el material de trabajo, señalarlo con un lápiz o similar y proceder a su corte.

Dos tamaños: Lytool

Una excelente opción a precio muy económico.

Si bien esto último es una característica generalizada en la gama hay que tener en cuenta que, en este caso, se trata de dos unidades.

En concreto, un medidor digamos que estándar de 25 cm y otro que mide algo menos de la mitad (12 cm).

Esta diversidad permite variar los usos en función de los obstáculos o rincones que queremos marcar.

Pese a que los modelos de plástico, los mayoritarios, pasan por tener menos precisión que los metálicos hay que dejar claro que, para trabajos de bricolaje y convencionales, resulta más que satisfactorio en este apartado.

También lo es el material de los alfileres que se ahorman con gran facilidad con una presión normal sin necesidad de esfuerzo alguno.

Sencillo de uso y muy ajustable serían pues dos de las cualidades más reseñables.

Hasta en el caso del más grande se trata de una herramienta ligera y, por tanto, fácil de transportar.

Buen bloqueo a través de una pequeña palanca que le dota de gran estabilidad una vez se haya copiado el contorno a evitar en el trabajo a realizar.

Muy útil para trabajos domésticos: CrystalLake

Tan barato y fácil de guardar como para tenerlo en casa aunque se vaya a usar de manera muy esporádica.

Por ejemplo, si se va a laminar el suelo de tarima y se va a hacer sin recurrir a profesionales, este medidor resultará ideal para marcar todas las variaciones geométricas que haya que sortear. Principalmente, los marcos de las puertas.

Fabricado en plástico ABS de óptima dureza y resistencia, otra de sus apreciables cualidades es que las láminas que llevan se aprietan tanto que difícilmente se alterará el contorno copiado.

También hay que advertir que, cuando los alfileres están muy prietos, la presión que se ha de hacer contra el tubo o lo que corresponda ha de ser más intensa.

Muy sencillo de uso y muy práctico en muy distintos cometidos.

Por ejemplo, en tiempo de vacaciones, como idea, es una herramienta ideal para cambiar el suelo y los paneles de autocaravanas o furgonetas camperizadas.

Opción metálica: Silverline 598573

La presencia del plástico ABS en la fabricación de medidores de contorno es abrumadora.

Sin embargo, también se mencionaba la alternativa de acero que pasa por ser más precisa que el plástico.

Es cierto que, con los avances tecnológicos, las precisiones en unos y otros están muy cerca.

En este caso se trata de un perfilador de acero de muy bajo precio que también es corto en medida y no tanto en profundidad.

Hay que tener cuidado para que no se enganchen entre sí las varillas metálicas.

De talla XL: (N/A)

Un medidor de talla XL con nada menos que medio metro de longitud y, por tanto, destinado a trabajos ya más específicos.

Como es lógico por la cantidad de material que se usa, para hacerse una idea es justo el doble de la medida más común, se trata de una herramienta con precio por encima de la media siempre dentro de lo asequible.

Muy resistente en general y a la corrosión en particular, gran durabilidad y una óptima precisión en la marcación de los perfiles.

Por triplicado: Homca

Sin duda, la baza que maneja esta última alternativa es la cantidad, algo que no significa que carezca de calidad.

Nada menos que tres medidores de distintas longitudes (25-15-12 cm) y buena precisión con medidas en pulgadas y centímetros.

Hay que tener en cuenta que la diferencia de tres centímetros entre los dos más pequeños apenas repercute en la versatilidad, pero se tiene en la reserva por un precio muy económico.

Para qué sirven los medidores de contornos

Esta ideado para evitar tuberías, marcos circulares, cortes oblicuos y todo tipo de alteración física que exija cortar a medida el material que se está poniendo.

Es decir, por ejemplo, trazar el semicírculo de una tubería cuando se está laminando con azulejos.

Útil en materiales tan distintos como las carrocerías de los coches o la madera.

Qué ventajas tienen los medidores de contornos

  • No necesita ser calibrado con carácter previo
  • Manejo muy sencillo
  • Precisión total en los trabajos
  • Variedad de opciones
  • Precio económico
Los mejores medidores de contorno
Los mejores medidores de contorno

De qué material están hechos los medidores de contornos

Lo más extendidos son plástico y acero inoxidable con ventajas e inconvenientes en cada caso como es lógico.

Así, las láminas o alfileres de plástico no se oxidan, son más gruesos y, por tanto, tienen una resolución menor. El plástico ABS puede rayar la superficie.

Los de acero inoxidable son más delgados y con una resolución más alta. Pueden causar algún rasguño en la superficie sobre la que se ponga.

Qué tener en cuenta en los medidores de contornos

Tamaño

Como es obvio, la longitud del dispositivo es uno de los factores fundamentales. Para elegir el que más se adecúe a las necesidades hay que valorar que tipo de trabajos se van a acometer.

Si son muy variados, siempre mejor optar por uno más largo hay que siempre será menos problema que si se queda corto.

Como referencia, un medidor de contornos de 25 cm puede ser suficiente. Hay que tener en cuenta que por precio económico hay opciones que te ofrecen dos y hasta tres tamaños distintos.

Fondo

Muy importante en el caso de los tubos.

A mayor diámetro, las láminas, pines o alfileres con los que el medidor se ahorma a la forma tendrán que contar con más profundidad para duplicar de manera exacta el contorno.

Hay que tener en cuenta que un ensamblaje más profundo demandará más presión con un óptimo sistema de cierre.

Precisión

Para lograr contornos de alta precisión la resolución del dispositivo ha de ser mayor.

Esto se traduce en que tendrá que llevar más láminas, ser más tupido por decirlo de alguna manera.

Es decir, cuanto más delgados sean los alfileres del medidor, mayor será la precisión.

Como material, aumenta con los pines de metal.

Material

Como ya hemos desarrollado, más precisión en los de acero inoxidable y menos en los de plástico.

Bloqueo

Su función es que los alfileres no estén demasiado sueltos ya que resulta bastante incómodo. Se presiona el mecanismo nada más copiar el contorno.

Acople

Hay opciones de acople de medidores para casos de superficies de mayor longitud de la habitual

Extras

El más común es un imán que potencia la estabilidad a la hora de marcar el contorno.